Que comer cuando vas a bucear

Como en cualquier deporte, la alimentación juega un papel muy importante en el rendimiento del buceador.

La alimentación que necesita un buceador no es muy diferente a la que pueda necesitar una persona activa y sana, pero hay ciertos puntos que debemos tener en cuenta antes de cada inmersión. 

La actividad física de este deporte es del tipo aeróbico y supone una intensidad moderada o media ya que el gasto energético de cada uno depende del nivel de esfuerzo que se realice así como de la duración de la inmersión, la temperatura del agua, la técnica y la experiencia del buceador etc. 

Por lo general se suele estimar que el consumo medio de energía es de entre 300 y
450 kcal por una inmersión en condiciones normales y de una hora aproximada de duración. Decidir qué comer y cómo hacerlo depende de una serie de consejos nutricionales que nos ayudarán a bucear más seguros además de mejorar nuestra salud y nuestro rendimiento. 

Que comer justo antes de la inmersión

Esta alimentación ha de estar destinada a proporcionar energía rápida a base de carbohidratos; pasta, patata, arroz, cereales etc. ya que son fáciles de digerir y contribuyen a evitar la fatiga muscular y a volver a  recuperar el calor corporal.

Por otro lado, los carbohidratos simples como los dulces, mermeladas o miel, son los menos recomendados ya que pueden inducir hiperglucemia por lo que se produce un incremento rápido de la secreción de insulina, con una posterior hipoglucemia, que podría coincidir justamente en el momento de la inmersión. 

Si vamos a disfrutar de una jornada completa de inmersiones, lo mejor será tener en cuenta los siguientes consejos: 

  1. Aumentar la cantidad y calidad del desayuno. Por costumbre no solemos tomar desayunos demasiado contundentes, algo que sí ocurre en el mundo anglosajón, y resulta un excelente consejo para todos aquellos que practiquen inmersiones durante la mañana.
  2. Tomar algo a media mañana. Para ello podemos llevarnos en el barco un bocadillo que nos podremos tomar cuando realicemos un intervalo en superficie. Eso sí, evitando los embutidos ya que suelen tener demasiada grasa.
  3. Preparar un almuerzo ligero y fácil de digerir, especialmente si vamos a continuar las inmersiones durante la tarde.
  4. Tomar algo a media tarde. Otro pequeño bocadillo o algo de picar como frutos secos.
  5. La cena podrá ser la comida más copiosa de todas ya que tendremos toda la noche para poder realizar la digestión correctamente.

La mejor manera de empezar el día es con un buen desayuno (el desayuno de los buceadores)

La mayoría de la inmersiones suelen realizarse a primera hora de la mañana para poder disfrutar del mar en calma y con las mejores condiciones climatológicas.
Por eso el desayuno es una de las comidas más importantes de la dieta del buceador. Aun así no podemos caer en típico desayuno de café con leche ya que es totalmente insuficiente y además podría llegar a provocar un proceso de hipoglucemia. 

Lo ideal es tomar un tentempié a base de leche o yogur (puede ser de soya!), fruta o zumo y cereales (los copos de avena son especialmente buenos y recomendables)

  1. Un bol de cereales con leche
  2. Yogur
  3. Fruta, lo más recomendable sería tomar una pera, naranja, plátano o piña.

Para aquellos que tengan poca tolerancia a zumos o frutas ricas en vitamina C, deberemos evitarlas y sustituirlas por otras frutas ya que pueden llegar a causar situaciones de mareo durante la inmersión.

Otras recomendaciones

Los alimentos que ingerimos se convierten en nuestra propia gasolina ya que hacen que todo nuestro organismo y nuestros músculos funcionen perfectamente y por eso la aportación calórica diaria debe ser la suficiente en relación al esfuerzo que realicemos.
Como comentábamos con anterioridad, el principal alimento de un buceador han de ser los carbohidratos, debiendo copar un 60% del total de la dieta. Para llegar a ese porcentaje de una manera equilibrada, lo mejor será decantarnos por alimentos que contienen los que conocemos por azúcares de absorción lenta, que encontraremos en pasta, pan, patatas, arroz etc. 

Esto deberemos acompañarlo de fuentes vegetales cono lentejas, guisantes… teniendo en cuenta que las legumbres son algo indispensable para poder aportar la fibra que necesitamos.
El calcio lo aportaremos mediante los productos lácteos (o productos sin lácteos como la leche de soya) y las vitaminas gracias a la fruta. 

Estas son las reglas de oro de una alimentación correcta: 

  1. Prepara comidas sencillas, es mejor que haya más ingestas ligeras que
    pocas y abundantes. Así tendremos digestiones menos pesadas y más
    rápidas.
  2. Los vegetales debemos consumirlos al principio de las comidas ya que
    contienen sales minerales y otros oligoelementos que facilitan la
    metabolización de otros alimentos.
  3. Sustituye los hidratos de carbono refinados por cereales integrales para
    aumentar el aporte de fibra.
  4. La ingesta limitada de carne blanca reduce el colesterol en sangre (es por eso que Azul Unlimited ofrece comidas vegetarianas en el barco de buceo).
  5. Es necesario beber mucha agua, preferiblemente fuera de las comidas.
  6. Masticar correctamente es totalmente imprescindible para tener una
    correcta digestión (los expertos comentan que al menos deberíamos masticar los alimentos 33 veces antes de deglutir la comida).
  7. Procura descansar algo después de cada comida.

Hidratate allá donde vayas

Beber de una manera correcta nos garantiza una hidratación adecuada, y este es uno de los puntos más importantes para tener una correcta rutina alimenticia.
En la realización de deportes como el buceo, el contacto con el agua parece hacernos olvidar la importancia de ingerir líquidos, y es un grave error que cometemos si tenemos en cuenta que una vez que el cuerpo se sumerge experimenta una serie de cambios necesarios en la adaptación al nuevo medio, entre los que podemos destacar la pérdida de agua por un incremento de la diuresis. 

  

Si por normal general debemos tomar dos litros de agua al día, es mucho más importante mantener esta cantidad cuando vamos a realizar un deporte. Lo más sano en cuanto a la elección del líquido, es el agua. La práctica del buceo está totalmente en contra de la toma de bebidas gaseosas o de jugos de frutas ácidos y por supuesto del alcohol. Las bebidas azucaradas nos son nada recomendables ya que producen gases estomacales que pueden resultar muy incómodos. El café no resulta del todo desaconsejable, pero lo cierto es que tiene efectos diuréticos por lo que incrementa la pérdida de líquidos por la orina lo que no es recomendable antes de la inmersión. 

Que comer cuando vas a bucear

Otros consejos para una buena alimentación

Además de todos los puntos sobre alimentación e hidratación que hemos visto, cabe mencionar una serie de consejos que debemos tomar con normas en caso del buceador: 

  1. Nunca realices una comida copiosa antes de una inmersión.
  2. Después de comer deja que pasen dos horas antes de sumergirte (a veces es difícil cumplir con esta norma, pero intenta que la comida no sea muy copiosa).
  3. Toma al menos medio litro de agua dos horas antes de la inmersión (hidrátate continuamente ya que el calor, y el propio buceo hacen que lleguemos a estados de deshidratación más fácilmente.
  4. Evita que aparezca la sed porque en ese momento ya habrá empezado la deshidratación.
  5. Nuestra alimentación ha de ser: Rica en hidratos de carbono, vitaminas, proteina y verduras. Debemos evitar las comidas ricas en colesterol.

Nos vemos pronto y buen Azul!

Sergio Palazuelos Leon

PADI MSDT #345513

Azul Unlimited

Azul Unlimited tu centro de buceo PADI en Labuan Bajo, Indonesia, donde ofrecemos viajes diarios de buceo al Parque Nacional de Komodo. Los cursos PADI disponibles incluyen DSD, Open Water, Advanced, Rescue, EFR, Divemaster y Sidemount. Únete a nosotros para una experiencia inolvidable buceando en uno de los mejores destinos de buceo del mundo.

2019-08-18T14:05:28+08:00 julio 29th, 2019|Blog|Comentarios desactivados en Que comer cuando vas a bucear